Menu

Paneles de energía
solar fotovoltaica

Instalación de energía solar térmica

Planta de energia solar
Termoeléctrica

¿Cómo es el Sol? Estructura y origen

¿Cómo es el Sol? Estructura y origen

El Sol es una estrella en torno a la cual gira la Tierra. Está compuesto principalmente por los elementos químicos hidrógeno y helio.

Tiene un diámetro aproximado de 1.400.000 km y una masa de 1,99 × 1033 g. Dentro de él se podría colocar 1.3 millones de planetas Tierra.

El Sol gira alrededor de sí mismo. Sin embargo, dado que es constituido por una gran masa de gases, las distintas regiones no giran solidariamente, sino que lo hacen a velocidades diferentes, que dependen de la latitud.

El Sol, y con él todo el sistema solar, se mueve hacia un punto del firmamento situado en la constelación de Hércules a una velocidad de unos 19 km / s.

¿Qué tipo de estrella es el sol?

Nuestro sol es una enana amarilla, una estrella de tamaño medio. Este tipo de astros tiene una temperatura media en la superficie de unos 6.000 grados centígrados y su brillo es de color amarillo claro, casi blanco.

Los científicos creen que el sol está en la mitad de su vida. Cuando envejezca se convertirá en una gigante roja y después, pasará a ser una enana blanca.

Se estima que nuestra estrella es más brillante que el 85% de los miles de millones de estrellas de la Vía Láctea. La mayoría son enanas rojas.

Características y datos

Distancia media desde la Tierra

149.597.870.700 m

Diámetro

1.391.016 km

Superfície

6,0877 × 1012 km2

Volumen

1,4123 × 1018 km3

Masa

1,9891 × 1030 kg

Densidad

1411 kg/m3

Estructura solar

El Sol está formado por:

  1. Núcleo solar.
  2. Zona radiante.
  3. Zona convectiva.
  4. La fotosfera. Capa interna.
  5. La cromosfera. Capa intermedia.
  6. La corona. Capa exterior.

Sol

Las únicas que se pueden observar directamente son las externas, que reciben los nombres de fotosfera, cromosfera y corona. Estas tres capas constituyen la atmósfera solar. 

La transición de las propiedades de una capa a las de la siguiente tiene lugar de una manera  gradual.

Núcleo solar, el origen de la energía

El núcleo solar es la fuente de energía solar. En el núcleo alcanza la temperatura más alta (alrededor de 15 millones de grados). Está compuesto por gas que aparece como un plasma.

En el interior, se producen reacciones de fusión nuclear. Estas reacciones nucleares son responsables de la producción de energía solar. El resto de la estrella se calienta por la transferencia de calor desde el núcleo.

Cada segundo, el núcleo transforma aproximadamente 600 millones de toneladas de hidrógeno en helio. Esta reacción nuclear libera una gran cantidad de energía. 3.86 × 1026 J/s.

La densidad del núcleo es cercana a los 150,000 kg / m3 (150 veces más denso que el agua líquida).

Zona radiante

En la zona exterior al núcleo el transporte de la energía generada en el interior se produce por radiación hasta el límite exterior de la zona radiactiva. Esta zona está compuesta de plasma, es decir, grandes cantidades de hidrógeno y helio ionizado.

La temperatura del Sol decrece de dentro a fuera. Por ello, es más fácil que un fotón se mueva hacia el exterior que al revés. Un fotón puede tardar un millón de años en alcanzar la superficie y manifestarse como luz visible.

Zona convectiva

Situada por encima de la zona radiante. Los gases solares dejan de estar ionizados y los fotones son absorbidos con facilidad. Consecuentemente, los fotones ya no se transportan por radiación.

El transporte de energía se realiza por convección. El calor se transporta de manera no homogénea y turbulenta por el propio fluido.

Se forman secciones convectivas turbulentas, en las que las parcelas de gas caliente y ligero suben hasta la fotosfera. En la fotosfera la atmósfera solar se vuelve transparente a la radiación y el gas caliente cede su energía en forma de luz visible.

Fotosfera, la capa más interna

La fotosfera es la capa más interna y es la responsable de la casi totalidad de la luz visible que la estrella emite hacia el espacio.

La anchura de la fotosfera es aproximada es de 400 km, y la temperatura varía entre 7.500 kelvin y 4.700 kelvin, a las zonas más alejadas del núcleo.

Cromosfera, capa intermedia

Se cree que la cromosfera tiene una anchura de 2.000 a 3.000 km. La densidad de la cromosfera disminuye desde las regiones más internas hacia las más externas, pero la temperatura aumenta, al mismo tiempo, desde 4.500 hasta 100.000 grados Celsius.

Corona, capa externa

Su anchura es de unos cuantos millones de kilómetros. La luminosidad total equivale tan sólo a la mitad de la luminosidad de la luna llena.

La densidad de materia en la base de la corona es de 109 átomos / cm2. Este valor que equivale a 10-10 veces la densidad de la atmósfera terrestre al nivel del mar.

La temperatura de la corona oscila generalmente alrededor de un millón de kelvins.

¿Qué son las manchas solares?

Las manchas solares son manchas relativamente oscuras en la superficie solar. Están asociadas con puntos relativamente más fríos en el sol. Este enfriamiento relativo causado por fuertes campos magnéticos dificulta la convección del plasma.

El suministro de calor desde el núcleo se reduce temporalmente. Las manchas solares desaparecen con el tiempo.

El número de manchas solares es una medida de la actividad del Sol. Un sol activo produce explosiones cortas de energía que liberan partículas cargadas.

¿Qué son las erupciones solares?

Una llamarada solar es básicamente una explosión gigante en la superficie del Sol. Ocurre cuando las líneas de campo magnético de las manchas solares se enredan y erupcionan.

El material se calienta a muchos millones de grados Celsius en solo minutos. Se emite radiación a través de prácticamente todo el espectro electromagnético.

Las erupciones solares son frecuentes cuando el Sol está activo en los años alrededor del máximo solar. Algunas erupciones solares pueden lanzar enormes nubes de plasma solar al espacio. Estas erupciones se llaman eyecciones de masa coronal.

Resumen

El sol es la principal fuente de energía de nuestro sistema solar.

La parte más importante es el núcleo. En el núcleo se generan reacciones de fusión nuclear que liberan una gran cantidad de energía.

Las capas más importantes son:

  • La fotosfera. Capa interna.
  • La cromosfera. Capa intermedia.
  • La corona. Capa exterior.
Autor:

Fecha publicación: 9 de noviembre de 2016
Última revisión: 14 de mayo de 2020